“Tengo que ser feliz”

Me ha llamado la atención hoy en la consulta la cantidad de “tengo que” que se autoimpone la gente: “tengo que cambiar”, “tengo que estar bien”, “tengo que estudiar”, “tengo que hablar con mi pareja”, “tengo que ser feliz”… ¡No me extraña que vengan abatidos, cansados y decaídos!

La libertad, para mí, consiste en eliminar todos esos “tengo que” y hacer lo que realmente queremos, no desde el libre albedrío, sino desde la toma de conciencia con uno mismo y, sobre todo, con la responsabilidad y asunción de las consecuencias que sus acciones y decisiones tienen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *